05
Vie, Mar

El 16 de junio de cada año se celebra el día del ingeniero, conmemorando el inicio de la enseñanza de la ingeniería en Argentina en 1865. La FCEIA comienza a dictar sus clases en 1920, obteniendo sus títulos,los primeros ingenieros civiles y agrimensores, en 1925.

“En el presente existe una mayor necesidad de contar con más, mejores y nuevos ingenieros” indicó Luis Feraboli, Director de la Escuela de Ingeniería Industrial de la Facultad y Presidente del Colegio de Ingenieros Especialistas de Santa Fe Distrito II. Actualmente Argentina cuenta con un ingeniero graduado cada seis mil habitantes, mientras que en la provincia de Santa ese índice es mayor graduándose un ingeniero cada 4000 ciudadanos.

Al respecto el docente de la FCEIA reflexionó: “Tener un mayor índice de graduados nos da una pauta de lo que es el desarrollo industrial en la provincia de Santa Fe, que va desde la zona de Reconquista hasta Villa Constitución. Ese desarrollo ha hecho que se radiquen en la zona una importante cantidad de facultades de ingeniería”.

Luis Feraboli valoró la formación que reciben los alumnos de la FCEIA, la que posibilita a los nuevos graduados una rápida inserción laboral y la posibilidad de continuar estudios de posgrado tanto en el país como en el extranjero o comenzar una carrera en investigación sin dificultades académicas. “Lo que nosotros tenemos como título de grado en algunos países es prácticamente un posgrado. La inserción de los profesionales que se gradúan acá es altamente aceptable, es un graduado de calidad” explicó.

Asimismo mencionó que el graduado de ingeniería debe estar dispuesto a continuar formándose. “Hay que tener pasión por la carrera para poder dedicarse a ella porque es algo que te marca por el resto de tu vida, un alumno que egresa con 25 años va a ser ingeniero por los próximos 50 años. Va a tener que continuar aprendiendo pero si la base es sólida va a poder crecer sin ningún inconveniente”.

Los inicios de la ingeniería

En 1855 el ingeniero francés Carlos Enrique Pellegrini, padre del Dr. Carlos Pellegrini quien fuera presidente de la Argentina, propuso al rector de la Universidad de Buenos Aires, José María Gutiérrez crear la carrera de ingeniería. Después de muchos años, Gutiérrez logró que se estableciera en la Universidad de Buenos Aires un Departamento de Ciencias Exactas y sobre esa base creó la carrera.

El plan de estudios de la carrera de Ingeniería Civil contaba con 18 asignaturas, de las cuales un tercio estaban vinculadas al dibujo técnico y a los medios de representación. Otro tercio de la carrera estaba dedicada a las matemáticas y se completaba con pocas asignaturas sobre la construcción, como geología y mineralogía. El impulso dado desde Buenos Aires se fue replicando y hacia fines del siglo XIX se enseñaba ingeniería en varias universidades nacionales.

Desde la FCEIA saludamos a todos los docentes, graduados y alumnos en su día y nos comprometemos a seguir por el camino de la educación gratuita y de calidad para la formación de más y mejores ingenieros.